La Primera Iglesia de Dallas enfrenta los desafíos después del desastre

El pastor Ricardo Brambila dirigió el servicio de la Primera Iglesia Bautista de Dallas debajo de una carpa la semana pasada, después de que un tornado destruyera el santuario de la iglesia. (Foto / Isa Torres)

  • Facebook
  • Twitter
  • Email

DALLAS—Reuniéndose debajo de una carpa al lado de su edificio que fue destruido el 27 de octubre, miembros de la Primera Iglesia Bautista de Dallas tuvieron un servicio para alabar y aceptar los desafíos que tienen por delante.

Un tornado destruyó propiedades mientras pasaba por el área del noroeste de Dallas hace una semana afectando varias familias y negocios, y también arrasando con el santuario donde la Primera Iglesia Bautista de Dallas se reunió por 40 años.

Aunque la congregación perdió su edificio, el Pastor Ricardo Brambila llamó a la iglesia a ver esa pérdida como una oportunidad para crecer más en Dios.

El desastre natural no ha sido el primer reto al que la iglesia se ha enfrentado, Brambila dijo. Al confiar en el poder y la fidelidad de Dios, la congregación entenderá que ésta es otra oportunidad para ver “qué tan grande es Dios,” él comentó.

Mirando adelante

Pastor Ricardo Brambila llamó a los miembros de la Primera Iglesia Bautista de Dallas a lamentar la pérdida de su santuario pero también a mirar adelante hacia lo que Dios tiene para la iglesia. (Foto / Isa Torres)

Voluntarios han removido siete toneladas de escombro en siete días.  Y en medio de todo el caos, él agregó, la iglesia ya mira adelante.

La iglesia todavía permanece en gestión de crisis, él reconoció. Pero en los próximos 30 días, Brambila espera que la congregación desarrolle un plan para el futuro.

Royal Haven Baptist Church en Dallas invitó a la Primera a reunirse en su casa de misiones para su servicio de oración los miércoles, y Park Cities Baptist Church en Dallas ofreció la capilla Ellis Chapel para los servicios de adoración el domingo. Otras opciones temporales también están en mente—incluyendo algunas en localidades más cercanas a la propiedad de la Primera, él comentó.

El desastre hizo poco para prevenir que los ministerios de la iglesia continuaran, Brambila dijo. Con la ayuda de Dallas Baptist Association, Texas Baptist Men, Rio Grande Valley Baptist Association, Lake Pointe Church en Español en Rockwall, Park Cities Baptist Church , Royal Haven Baptist Church y la Baptist General Convention of Texas, la iglesia ha recibido lo necesario para continuar respondiendo a las necesidades de la comunidad, él dijo.

“No nos sentimos solos,” Brambila dijo. “Trescientos voluntarios vinieron a ayudar recogiendo escombro, mientras que la iglesia salió a regalar zapatos y mochilas a nuestra comunidad.”

Brambila, quien también sirve como director de Family Hope Center de Buckner International, notó que Buckner mandó a su personal a ayudar con el desastre y los futuros planes de la iglesia.

Pronto, Brambila anunció, la iglesia pondrá una oficina móvil, que servirá como su base. La iglesia también añadirá más personal para que los ministerios de la iglesia continúen funcionando mientras Brambila provee ministerio pastoral a la congregación después del desastre.

Otro reto de muchos

Francisco Flores estaba dentro del edificio de la Primera Iglesia Bautista de Dallas el 20 de octubre preparándose para una clase de niños que dirigiría. “Todo pasó en unos segundos,” él dijo. En la foto, Flores se muestra al lado del corredor detrás de la plataforma del santuario donde encontró refugio. (Foto / Isa Torres)

La Primera de Dallas ya tiene una larga historia en las que se ha enfrentado a varios retos, los has soportado y ha perdurado, él observó.

En 1918, el año en que la iglesia comenzó, la gripe española se esparció por Dallas meses antes de que la iglesia abriera sus puertas en Nov. 3, 1918.

Cuando la iglesia empezó a construir su más reciente edificio en 1980, el país estaba en una recesión financiera.

“Siempre que la iglesia ha hecho algo importante ha sido en contra de los pronósticos,” Brambila dijo. “Este es otra de esas veces, así que nos sentimos animados.”

Mientras la iglesia comienza con sus planes de reconstrucción, la congregación decidirá qué cambios se tienen que hacer al entender más cuáles son sus necesidades, Brambila dijo. La Primera es propietaria del terreno, así que la reconstrucción se hará ahí, él agregó.

Y mientras los planes no tomen forma hasta quizá el próximo mes, Brambila espera que la iglesia tenga un nuevo edificio en un año y medio.

Por ahora, la iglesia planea organizar una cena a principios de noviembre con los residentes de la comunidad.

“Una cosas es perder tu iglesia y otra cosa es perder tu casa,” Brambila dijo.

Mientras la congregación lamenta lo que perdió y reflexiona en las memorias que se hicieron ahí, Brambila explicó que la iglesia tomará esta oportunidad para ser lo que Dios la ha llamado a ser.


We seek to inform, inspire and challenge you to live like Jesus. Click to learn more about Following Jesus.

If we achieved our goal—or didn’t—we’d love to hear from you. Send an email to Eric Black, our editor. Maximum length for publication is 250 words.

More from Baptist Standard


  • Facebook
  • Twitter
  • Email